575 riada


“NADA fue tuyo.
Solo imagínate una casa y la luna.
El fuego vacilante de la llama.
La mensajera noche
allá en la soledad de las estrellas”
Amparo Osorio.

_______

con los ojos rendidos al mar -siempre a babor-
me arrimo a esa isla de tus formas
coyuntura de promesas

y fondeo junto al desorden de los momentos
en que me hablas del aroma nerudiano de otros caudales,
de otros cuadernos, de otras patrias

columpiando, seguramente descalza y ya redimida
al pie de la música, te llueven a los ojos
extendidas manchas de versos,
con etiquetas arrebatadas
de puertos míos

me alcanzas y te alcanzo, marinera
y somos como un par de monedas para el viaje
a centímetros de descubrir la forma peninsular de los sueños

pero, a veces en la zozobra + bien parecemos
dos árboles que secretean a unos pájaros
la sabiduría de las jaulas ausentes
a mitad del vuelo

-575 riada-