658 riada


“A mí me gustan las niñas pálidas,
las de apacibles ojos obscuros
donde perenne misterio irradia;
las de miradas que me acarician
bajo el alero de las pestañas…”
Amado Nervo.

_______

hoy las hojas, hacen pequeños riachuelos en tu mirada
y todo silencio te pertenece, mientras arrullas con canciones
a esos instantes en que el mar -ese extraño invitado de siempre-
se debilita, y muestra su última ola, exactamente frente a tus pies

la alegría se redime desde tu comarca de ojos
y entonces, vuela a los confines temblorosos de la luz

ajenas, como párpados carnosos en la cosecha de algún dios
tus dos mejillas, a babor de una lluvia trepidante,
se me acercan, y se incendian ante mí
como dos amaneceres

dos almendras líticas
esos labios tuyos, despertando a gritos mi rutina de alma

y me elevas
en irascible torbellino de ansias arrebatadas…

-658 riada-

Anuncios

638 riada


“DAR con la piedra que funda la casa
recorrer los susurros
de quien huyó

el secreto a veces
retoma
la imagen
d e  e s e  v u e l o”
Valeria Cervero.

_______

en tu boca terminaron
todas las vicisitudes de mis viajes

allí es donde mis ansias
hacen órbitas locas, rebosantes y salvajes

tu boca es una flor
colgada de la lluvia y ese verso que nunca escribió nadie

es donde arden palabras de amor
volando alegres, mientras la tarde viene apretando tu talle

y la inocencia se va quedando precaria
sobre el riel mojado, de tus labios navegables

-638 riada-

riela 589


“EL amor en mí no se toca
se escribe”
Damsi Figueroa.

_______

para mirar sus fotografías
me visto de estropicios

apago las mil estrellas
que ya encuentro apagadas

imagino la textura de su ropa mojada
sobre la total indiferencia de:

-un diván menos cómodo para la ternura
-otro lunes en la agencia NCIS
-un desasosiego menos torpe, quizás
-un concierto breve de riadas
-cien veces la riela 522 para olvidarla de memoria
-mi libreta de verbos subjuntivos
-yo, en última persona
-a veces, ella

-riela 589-

riela 580


“HAY veces que en el piso se dejan deslizar
enigmas sobre el andar”
Luriel Lavista.

_______

ella sonríe
con la gracia de los juguetes

y me deja colgada el alma
sola, tendida y fría

desde la misma farola de siempre
en la vieja calle melancolía

luego, llueve…

y se empapa de ella
todita mi extraña suerte

-riela 580-

riela 497


“BEAUTY is truth, truth beauty, that is all
Ye know on earth, and all ye need to know”
John Keats.

_______

absurdo permanecer de la piedra
que por no querer rodar, nunca llega
a esas regiones, las más áridas del olvido

y sin embargo, atrapa la mirada del pájaro
que le canta desde la rama dúctil
aquel distante poema: “ebrio de permaneceres”

aunque nunca obtenga, el enigma de una respuesta

-riela 497-

486 riada


“GUÁRDAME en tu mano
-para siempre lejana-
el esplendor tenaz de esta ceniza”
Aldo Oliva.

_______

arden los labios
y un dios nocturno nos mira
desvestidos de intemperie

y yo, dibujando soles rojos

en terca prontitud tiemblan tus laberintos
y entonces llueve…

la alegría se derrama
como en cantos de chicharras

y todas las certezas
están presentes en la geometría ardiente

y casi perfecta
de tu vientre

 

-486 riada-

476 riada


“DOS lombricitas
de edad temprana
cierta mañana
del mes de abril
solicitaron
en la pradera
al grillo, que era
jefe civil.

Al punto el grillo
con dos plumazos
ató los lazos
de aquel amor.
Las lombricitas
se apechugaron
y se mudaron
para una flor”
Aquiles Nazoa.

_______

sí… el mundo era como un lego
pero un gran lego de agua
-¿me entiende uté?
y no, no había zapatos ni naa
todo era barro pa’ los pies
‘tonces vino el primer pez
-¡pescado no chica linda!
-no interrumpa otra vez
era un elegante pez
que aprendió de viejos milagros
a caminar erguido por lo extraño
pero empuñando duro con la fe
y soñaba cosas lindas, pero a la hechura
de unos brazos y unas manos
otro día llovió, con tanta ternura
que del aire floreció el primer mes
al que un dios muy bueno llamó: mayo
‘tonces por las noches, él miraba la luna
como un bobito, así asombrao
y no supo de estrellas sino despué
la vez que el corazón le sonaba raro
mirando a la eva, tan bonita y de pie
y así supo pues, que ‘taba namorao…

-shhh… mi niña ya duermeté
que este cuento ha terminao

-476 riada-