Archivo de la etiqueta: poetisas chilenas

610 riada


“…ME y nos pienso – explayando sobre recuerdos – releídos – corregidos- meditados
– intentando comprender – un mapa mental repleto de escalones – algo de memoria
– algo de reflexión
Algo de verso”
Daniela Guerrero.

_______

como los misterios que redundan entre los eucaliptos
este noviembre se mece como la hermosa mujer que eres tú
cuando bailas ese vals con los pájaros que vienen, picotean y se van

y yo, que busco ojos tuyos entre las coloridas frutas del medio día
entre los árboles, alta y tendida te alcanzo pa’ regalarte una flor
como si te diera la primavera toda, de un soplo o de un tirón

entonces miras como la prisionera en aquellas viejas melodías celtas
y te adornan amor mío, esas locuras evocadas desde los establos
cuando adentrábamos bosques para engendrar noches eternas

-610 riada-

riela 587


“EL río de la noche es otro
atravesado y solo en la ciudad que duerme”
Rosabetty Muñoz.

 

_______

 

las palabras de amor dichas en un día ya olvidado
son como pesadas esfinges pretendiendo ser
bailarinas de algún famoso ballet

promesas que visten de blanco en conciertos nocturnos
son como el humo en un incendio de letras
de canciones de amor que nadie recuerda

hablamos de lunas que susurran sus rielas
como elegantes linternas que alumbran amores eternos
cautivos en viajeras botellas

hay una multitud de voces, anchas como la pelvis de una ciudad
y estos versos lanzando sus piedras al paladar
de su falda floreada tendida en la arena

y la noche que viaja entre los escombros, como si fuese un velero
sin memoria de acuarelas…

-riela 587-

277 riada


“AFUERA,
por las trepidaciones,
el estropicio también es espanto y éxtasis”
Dafne Meezs Flores.

 

_______

una noche fría de un octubre no muy lejano
me hablabas de ese desorden, tan poco práctico
que tienen las estrellas

así, regadas al simple azar por todo el cielo
pero yo te miraba las manos y pensaba en tus ojos fijos
sobre la tersura de unas camelias

otro día te hiciste lluvia y luego temblor de hoja mojada
recuerdo, era domingo en el pavimento y en los tejados

y sin embargo, en mi casa eras tú quien proclamaba
las horas, los días y fechas en los calendarios

-277 riada-

189 riada


“COMO surca un beso tuyo mis entrañas
esta noche mientras te duermes tranquilo en mi pecho”
María Eleonor Prado Mödinger.

 

_______

me asomo por la ventana

no hay vagancias
ni sosiegos en mi pensamiento

ni siquiera desde el tejido de ardores
de tu cuerpo, aquí sumergido todavía

he escrito para ti:
-“tus labios aún me visten
pero al filo de la música que vivimos”

pasa que…
tú siempre me has poblado
de multitud

-189 riada-