690 riada


“SOMBRAS sobre el mar.
¿De dónde brotarán tantas sombras
sobre el mar sin luna?
Kehos Kliger.

_______

distantes
en un laberinto de palabras tan lejos de mi alcance
hay frases que simplemente, no se dejan atrapar con la tarde

hoy
quiero narrar
fotografías
de esas que se asoman
a los instantes
de palabras
descosidas al vuelo
de frases bonitas
y además…
desnudándote

quiero cerrar el broche del día celebrando con la espuma de la noche
al vaivén del oleaje de versos que sumen y sumen y sumen tu nombre

-690 riada-

Anuncios

riela 684


“LA gente más triste que he conocido en la vida son aquellas a las que no les importa profundamente nada”
Frase de la peli: Dear John

_______

este corazón riela, cuando lo sorprende la noche
mirando desfilar la blanca desnudez de la luna
sobre la palidez imaginada del cuello
de mi marinera

y así reconoce y guarda las quimeras
como un niño reconoce de repente al estuche
donde guarda sus barquitos de papel a la deriva

le pasa, como al viejo poeta
que desmantela sus bocetos de sueños y se queda
con las manos abiertas, esperando el rumor de la lluvia menuda

-riela 684-

624 riada


“CADA pocos años, vuelvo a todas las canciones y las actualizo para que nunca suenen como un espectáculo de oldies. Si vienes a los espectáculos, que están llenos de músculo. ‘Copacabana’ suena como que podría haber sido puesto en libertad ayer”
Barry Manilow.

_______

cuando te pienso marinera
me desvistes de lo que nunca ha sido mío

como en la previa digitalización de un beso,
infinidades estáticas, o tal vez fugacidades mecánicas, no sé…

yo ando perdido entre las frases pedregosas
de esa canción de barry manilow:

“lady take me high upon the hillside
high up where the stallion meets the sun”

y me queda esta riada tendida al viento
desde un hilo de tu risa

en la espera, sinatra desde las sombras seguramente sonríe
al magnifico devenir de la música eterna

y hoy, entre la serenidad de unas olas, andas tú mi niña marinera
dibujando sirenitas en alguna de esas playas invertebradas
de long island, en nueva york…

-624 riada-

610 riada


“…ME y nos pienso – explayando sobre recuerdos – releídos – corregidos- meditados
– intentando comprender – un mapa mental repleto de escalones – algo de memoria
– algo de reflexión
Algo de verso”
Daniela Guerrero.

_______

como los misterios que redundan entre los eucaliptos
este noviembre se mece como la hermosa mujer que eres tú
cuando bailas ese vals con los pájaros que vienen, picotean y se van

y yo, que busco ojos tuyos entre las coloridas frutas del medio día
entre los árboles, alta y tendida te alcanzo pa’ regalarte una flor
como si te diera la primavera toda, de un soplo o de un tirón

entonces miras como la prisionera en aquellas viejas melodías celtas
y te adornan amor mío, esas locuras evocadas desde los establos
cuando adentrábamos bosques para engendrar noches eternas

-610 riada-

601 riada


“DÓNDE, amor, encontrará esta playa
barco, naufrago y puerto?
Aída Elena Párraga.

_______

¿cómo se miden distancias y cómo se definen las fronteras
más allá de las palabras?
-no sé…

déjame atrapar para ti ese turpial alegre e inadvertido
entre las ramas que canta y canta a las enramadas
en los tonos del amarillo

ya tú sabes amor mío
que aquí y allá, entre dos palos de agua
tu nombre es el que sostiene la tersura que me contenta

mientras
sobre un piano, no muy lejano de muchas teclas
son tus manos los despeñaderos por donde el viento sueña

-601 riada-

riela 599


“AHORA, que emprendo nuevamente la marcha,
vuelvo el rostro hacia el lugar donde solía morar
y veo al gato iluminando la ventana.
Cierra los ojos.
Comprendo que se ha ido”
Roxana Elvridge-Thomas.

_______

la música
nos traerá siempre
ese mágico embeleso
con que la antropología convierte al pez
en el ala del cometa

llueve
sobre el bosque de escamas fluorescentes

la noche dibuja sus mitades de orificios negros
y la flor que tiembla, añora ser el último retorno
de algún pez

para que nos quede otra cosa
que no sea solo mar y espuma, que llueva y llueva
sobre este incendio que repara todo rasguño
inútil

y colgado del séptimo cielo -que sobreviva-
con todas sus banderas desplegadas
ese pez que fuma

-riela 599-

415 riada


“EL verdadero amor no es otra cosa
que el deseo inevitable de ayudar
al otro para que sea quien es”
Jorge Bucay.

_______

me enseñaste que con tu nombre se podía incendiar al mío
y finalmente entendí, que tus piernas
son las riberas llovidas del sava

te pedí ojos, y me diste una luna colgada
bajo el cielo de los piaroas

escapé de los cortes no cicatrizados de cindori para llegar a ti
y apenas quedan por allí, unas fotos mías
abrazado a tus silencios redondos

te amarré de pies y manos con poemas asfaltados de rojas guardia
y ya desnuda como su maja, te rompí mil veces
en palabras imposibles de reparar

te inventé unos vuelos citadinos, untados con miel y mostaza
y espanté pájaros que con divisas de ternura
intentaban sobornar tus párpados

te di mi bicicleta de amaneceres para que remontaras sueños
y te hice mujer, en los hombrillos más angostos
de un noviembre sin hojas

te amé como el viento a las flores -al garete y avergonzado-
como los niños a las esferas de jabón, como un velero a su puerto
como los suicidas, como los locos…

bajo un cielo muy azul, con todas mis banderas desplegadas
y sin ninguna partitura

-415 riada-