sus duermevelas


“CUANDO tú te quedes muda, cuando yo me quede ciego,
nos quedarán las manos
y el silencio”
Andrés Eloy Blanco.

_______

me pregunto:
-¿en qué playa la podré encontrar
sin que antes se pierdan en el mar, mis dos velas?

si el perfume del ocaso me alcanzara
recostado sobre las letras de su nombre
escrito setecientas veces por el viento sobre la fina arena…

si en lo eterno, entre lo efímero y lo fugaz
ella me escuchara llegar, cansado y largo, seremos dos sombras
paralelas, y a la hechura del silencio para no perturbar sus duermevelas

-riela 411-

ráfagas de estaño


“HAY trenes que se empacan en maletas
aviones que se guardan en sombreros,
barcos que se doblan en pañuelos
y carrozas que se calzan con los guantes.

Las estaciones, en cambio, no caben,
no caben”
Marcela Rosales.

_______

su nombre tiene ese nivel de acrobacia
que a mí me adormece sobre el costado más lindo
de sus peripecias

su belleza es la que flota de los fríos retratos
en mis paredes

ella es tan peligrosa, como esos torpes arrebatos,
tan impredecibles que muestran los locos
bajo la luna llena

ella es la dueña de mis ráfagas de estaño

la de las suaves manos que juntan y pulsan cometas y diccionarios,
la de la aleación perfecta que llega y perfuma con su presencia
al refugio de mis recuerdos, ya convertido para ella
en simples ráfagas de versos y frases

-riela 378-

norma jeane


“YO a esa mierda de música llamada Rock and Roll, no le doy ni 5 años de vida”
Francis Albert Sinatra.

_______

…estas son tres cartas pequeñitas imaginarias, encontradas en el mar de los sargazos (en una misma botella) y dirigidas a una tal: norma jeane

carta 375-1

“entérate norma jeane de cuán honda es la soledad por las formas frías marcadas en tu cama, e infórmate cuanto antes del lugar de donde parten esas golondrinas que están atrapadas en tus gavetas, porque de allí también parten las caricias que esperas, cuando aprietas tu almohada” -JFK

carta 375-2

“solicita información norma jeane, del lugar donde los besos se confabulan y busca en tu mapa, la ruta donde se cruzan las ansias y marca con tu lápiz labial, ese lugar donde el amor te dejó naufragar en un mar de dudas y luego roba unas palabras y atrévete a llenar con ellas,  el formulario vacío de tu corazón” -FAS

carta 375-3

“aprende la oración norma jeane, que dejé escrita en las paredes del templo de tu vientre y cierra los ojos cuando un pensamiento sople desde el sur de tus pliegues dormidos, entonces deja correr el agua por los metros de tus piernas y luego, solo enciende un par de velas…” -RFK

-riela 375-

suspiros que nunca envejecen


“DEJO mi ancla
en tu zaguán
tú que tienes memoria
que has creado una metrópoli
en medio de la tormenta”
Eduardo Bello.

_______

de mí te dirán
que hoy me he salvado de este mes de junio
con mis pequeños dolores de incendio multiplicado

y que me ha dado por habitar mareas
de esas que dejan ciegos a los amaneceres
sobre playas fatigadas de nombres, de frases, de ecos

de ti sabrán
los secretos que compartes con el frío

tú -luz solitaria- que atraviesas ciudades
con suspiros que nunca envejecen

y así quedamos:
perdidos en la evocación del soplo de unos versos
hasta que una noche nos alcance, hechos ruina
sobre una orilla de esas

-336 riada-

más allá del ruido


“ESTAS paredes ya no existen
y aún ocupan un lugar.
Cruzamos puertas, soportes, soleras,
y aún los olores desaparecidos
están allí con los derrumbes de este tiempo”
Rafael José Álvarez.

_______

más allá de la luz
mucho más allá del ruido
-cerca de nosotros-

sobre el litoral de la primera página
del libro sin autor, sin figuras
ni palabras

se asoma el croquis del viaje final

itinerario desolado
el del amor colgado de un labio
desde los tiempos de la erosión del agua

-riela 244-

no es ventisca


“AÚN aquí, aún en los comienzos del amor,
su mano al abandonar la cara
da una impresión de despedida”
Louise Glück.

_______

aprendí del silencio, la serenidad pa’ esperarla
como los ríos esperan a esas tormentas que apabullan
y que nunca en realidad, desembarcan desde la eternidad

como las vocales nuevas que huyen de los diccionarios
llega sonriendo, me dice que detesta la lentitud
de los asombros de la luna, sobre las miradas
sin síntomas de un mar

y ella no es ventisca, es poesía y sin embargo:
-¿dónde fueron a parar aquellos pájaros empapados de nostalgia
y donde el aguaverde de esas madrugadas conque sus ojos
manipulaban al alba?

-riela 198-

del vórtice secreto del silencio


“DEJAN la página del libro abierta al azar,
algo sin decir, el tubo descolgado
y el amor, cualquiera que haya sido, una infección”
Anne Sexton

_______

la nombro
y percibo su desnudez, como desde una caricia pirotécnica

tras bastidores,
allí donde se ensancha el cuerpo del cuarzo, en suave aliento

como en la colmena de tantos naufragios, pero sin un barco
como en la lata vacía, donde sortean su vuelo, los amaneceres

en la prórroga sur, otra vez ella
hecha trayecto sobre el pubis blanco de unas ansias
dentro, muy dentro del vórtice secreto del silencio

-riela 123-