Archivo de la etiqueta: Stanley Kunitz

594 riada


“CUANDO tú me enseñas que dos y dos son algo,
yo aprendo y los cuadro”
Salvador Pliego.

_______

pregúntale a las piedras
si acaso la poesía, no es la calma después de la tormenta

luego, pregúntale a tus piernas
quién si no yo, conoce el mapa de tus desvaríos

para festejar tus ojos en los míos
me basta esta magia humeante de miradas simples

-es que en lo + plano de mis gavetas
yacen tendidos los mil añicos de tu olvido– bromeas, sonríes y dices

y de tu boca pequeña, de pronto
vuelan palabras hasta lo infinitamente imposible

-594 riada-

riela 582


es mejor amarse dentro
que sobre el esqueleto del tiempo

ahora y no en las postrimerías del vuelo

y que sea el barro del fósil luminoso
lo que nos sostenga

-riela 582-

524 riada


“EL tiempo es un ave de sueños en el dominio de los deseos
vuela como decir libertad franca
aunque la libertad sea estirar las cadenas
en un espacio ilimitado
como vivir para siempre
sin que Láquesis se dé cuenta:
un viaje en globo alrededor del mundo
y morir en el aire”
David Caleb Acevedo.

_______

nos hicimos lluvia en los jardines de vastos silencios
jugándonos el corazón en cada intento, pero dejamos un par de cabos sueltos
en las tropelías de los incendios sobre las suaves colinas púbicas


arriesgaste más que yo, en el peligroso trapecio sobre los mosaicos húmedos
hasta más allá de los rascacielos, de esta andanada de riadas y rielas
y no pudiste…

yo
llegué más allá de los estruendos, solo para contemplar la piel del eco
en la parafernalia de blancuras que tu cuerpo suavemente dejaba
en las sábanas que los sueños nos tejieron sobre el piso frío del tiempo
y no pude…

-524 riada-

523 riada


“—¿Y ese rumor de olas?
—Son carros.
—No paran.
—No, no paran.
—¿Y ese canto de ballenas?
—Son grúas frenando.
—¿Y esas sirenas?
—Son sólo sirenas.
Duérmete ya”
Xitlalitl Rodríguez Mendoza.

_______

te amo
como los abismos
aman el frenesí de los ecos

es este oficio
que me obliga a disolverme en ti
cuando más te vuelves distancia y menos palabra

es esta forma desmedida de amarte
este desplomar de tantos ladrillos viejos por doquier
estas ráfagas violentas de verte llegar, cuando en verdad te ibas

-523 riada-

riela 480


“UNA insurrección, un poema, un amor, un trabajo, son del registro de la perfección”
Marc Perrin.

_______

no era entonces una mujer
más bien, un río pequeño, sin cauce
otras veces, ella era como una hoja suelta, sin punta

siempre fue un error inadvertido, jamás corregido
la levedad sin límites de unos guijarros
devenidos del horizonte

pero un día, libre de transeúntes inútiles
la huella pequeña de su pie
calzó sobre mi huella
y se hizo paso

la inventé mujer
en el estallido de un crepúsculo
después, la habité largamente sobre témpanos
gigantes de lunas, que no sabían de sus catorce signos zodiacales

ella, ahora es la diástole a mansalva
otras veces, la que habita en las ruinas del mármol
sobre poemas de vallejo, que sin razón alguna
se me quedaron sueltos…

-riela 480-