esquirlas luminosas


“DIME,
dónde estaciono la distancia de tus manos,
la ola, tornaviaje de otro libro sin brújulas”
Anna Francisca Rodas Iglesias.

_______

lo que se calla no es silencio
ni la palabra es lo opuesto

a solas…
no siempre es ausencia o es una derrota

el secreto, a veces
es la usurpación revelada contemplativamente

la pérfida ironía
de la noche vaciando sus cántaros de luz, lejana, tardía

-¿y qué somos, amor mío
a la deriva entre tanta sombra?

-¿acaso,
esquirlas luminosas?

-593 riada-

Anuncios

dos amaneceres


“SIEMPRE es mejor caer al mar,
irse en el agua que devuelve,
catapultarse mineral en las corrientes
y regresar paisaje que se cumple”
Ricardo Venegas.

_______

-mares que flotan en las alas migratorias de unas mariposas
-la tarántula que ioniza a la lluvia y la convierte en caricia
-el gato que protagoniza la danza de la luna sobre las cornisas

es el baile de las contradicciones zodiacales,
de unos labios que trepan antiguas enredaderas celtas

tú y yo, en la espesura de un párpado
fotografiados, solubles e insomnes
sobre la tersura amenazante
de dos amaneceres

-583 riada-

los síntomas del resfrío


“THERE is never a time when anything doesn´t matter
Nothing is inevitable
Even a wound is a child”
Cassandra Troyan.

_______

hablar de manchas superficiales
para olvidar las que dejaron sus labios en mis camisas
es como entender desde las notas de los suicidas
el canto con que adornan las miradas, dos turpiales

es que yo no sé mirarla con el silencio de los peces
ella duele, ella molesta como los síntomas del resfrío
cuando se me acerca fragmentada dando saltos olímpicos
me mira, me habla y ¡boom!, yo estallo alegre

así como las desemejanzas se atraen y se juntan
ella lee a neruda mientras yo pinto a emily dickinson
desnuda, entre viejos vinilos o en canciones de sabina que son
entre ella y yo, la mejor aventura…

-riela 569-

páginas de un encuentro


“REÚNE la lluvia
en la boca, reserva

un poco de agua

para el silencio
donde habrás de remar”
Marie Lundquist.

_______

tocaste puerto
en la cavidad íntegra
y menos marítima de mi silencio
abriendo y cerrando páginas de un encuentro

conquistaste el verde, el azul y hasta los tonos rojos
y a todos los contornos de la ceniza amarilla
de nosotros

-los de aquí
-los de allá
-los absueltos de tanta temblorosa curvatura oceánica

venías de tan lejos, para acampar junto a la palmera sin sombra
sobre esta orilla llena de gajos de luceros
tantas veces prorrogados

-563 riada-

el diecinueve de neruda


“NIÑA morena y ágil, el sol que hace las frutas,
el que cuaja los trigos, el que tuerce las algas,
hizo tu cuerpo alegre, tus luminosos ojos
y tu boca que tiene la sonrisa del agua”
Pablo Neruda.

_______

como buscando unos labios donde reparar su locura
allí, donde todos los labios parecen ciudades vacías

y se desvanece el latido
del poema que aprieta contra su pecho
es otra vez y otra vez, el diecinueve de neruda

y a pesar de la lluvia
y de no esperar una respuesta
ella espera y espera, aferrada a la espera

junto a cien huesos de edificaciones nuevas de letras
junto a las ruinas de esos versos que la aprisionan

“niña morena… todo de ti me aleja”

los poetas maria, los poetas…
ya no escriben poemas de amor ni canciones desesperadas
ellos envían flores rojas por la web y extrañas postales

son flores rojas de oficio, sin marcas de etiquetas ni olores
y postales de manhattan bajo tediosas nevadas

y sonríe maria apretando esas flores
narrando el sueño gris de las postales blancas

mientras, neruda eternamente duerme en su pecho

-riela 560-

esos amores inevitables


“EL arte es un delirio.
Es un dictador inquieto
que disfruta de exponernos
ante la propia desnudez”
John Gómez.

_______

de veras… hay fatalidades inconsistentes:

-esas voces que descuelgan los teléfonos
como manos inadvertidas

-los crímenes perpetrados y jamás resueltos
de esos amores inevitables

-el costo de los ecos que el mar devuelve
sin pintura ni salitre

-tanto escenario anónimo para los deseos
aprobados, notariados y sellados

-esos nombres tan estéticos que me impiden mirar liubliana
sin maquillaje, desde mi bicicleta azul

-esos pequeños ríos que se entregan serenamente al orinoco
sin caligrafías de luz, sin un mar en los ojos

-riela 558-

ojos de almendras


“MI historia está llena de silbidos y dédalos,
de voces y de veces, de jodidas preguntas,
de estaciones narradas para un inventario
de cicatrices y de resonancias”
José Luis Díaz-Granados.

_______

de ella nació hasta mis arterias
este rito fluvial y aquel pacto sagrado
de mis ojos con sus ojos de almendras

de ella, me gusta la luna tras la niebla escondida
y los bucles de su pubis al viento, deletreando
paisajes bajorrelieves sobre la arena

de ella, la risa y su extendida lengua
que provocan arco iris nocturnos
y un instante después…
desatan tormentas

-riela 556-