riela 730


“HAY un hombre y un sueño
y una mujer leyendo en voz baja un poema
para que el hombre la contemple.
Mañana habrá despedida”
Marin Mălaicu-Hondrari.

_______

verso abajo
por esa línea espesa que
ella me viene m o s t r a n d o

sentado al
borde de un vaso escrito,
contemplo el aleteo del tiempo

me asomo al
abismo para contemplar ese
lugar donde conviven las palabras

…y veo es la ciudad de su cuerpo

mujer,
-¿es acaso este idioma, lo único que nos une?

mi mano desprovista sueña posarse de
nuevo sobre sus formas tan g e o g r a f i c a m e n t e

llenas,
altas,
curvas,
redondas,
húmedas,
apiladas,
escarbadas,
imaginadas,
polvorientas,
apretadas,
amontonadas,
perfumadas,
ardidas,
torcidas, huecas, menudas, etc

otro día de colección

-riela 730-

Anuncios

726 riada


“ESTE último abril
me dejó, en segundo término,
algunos arañazos de frente y de costado,
una naranja comida a gajos
que supe tapar con mangas largas,
palabras de más y botines ajustados
que nunca resultaron suficientes
para pisar la primavera
que me pisaba a mí mientras pasaba”
Gabriela Kizer.

_______

inventemos la estrategia pa’ estar juntos
y abramos fuego…

detengamos en el aire los minutos
y rompamos el silencio contra el suelo

que mi miedo anda tiritando desnudo
pero amarrado firme a tu miedo

ven, te espero en la sombra del semeruco
ya tengo diseñado un plan de vuelo

volaremos apretados como un nudo
hacia el sol, y que al regreso…

se rieguen mis moronas por el mundo
con tus hebras: hijas nuestras en concierto

-726 riada-

riela 716


“PUEDES dejar hebras de piel
En cada esquina de la ciudad
Para colgarme de ellas”
María Jesús Silva.

_______

comienzo a sospechar
que la sumatoria de todas estas canciones
ya está inscrita en el concurso estrafalario de este jueves

y yo, cantándolas como un borracho
y peor, aún perdido por las ciudades de su espalda…
es entonces que me atrevo a pintar allí, unos tibios atardeceres

pero… -¿dónde pongo sus instantes de ojos
esos que encontré colgados del nombre de una calle?

quizás, hoy me atreva a descoser aquellos adioses
que aún tiritan desde mitades

encumbrar regresos de sus sílabas de veces
y amontonar esos colores que la cruzan a pedales

llenar su nombre, de sur a norte con jubilosos puntos suspensivos
como quien descifra ecuaciones químicas fatales

caminar fotografías y postales frente a sus facturas de silencios
regresar finalmente a la fecha en que expira la ceniza y se hace frases

desde sus antorchas inmensas de ojos, de labios y manos

-riela 716-

riela 634


“NO lo sé.
Les digo que no le conocí
pero tampoco puedo asegurarlo
porque el otoño sella la memoria”
Jorge Ruiz Dueñas.

_______

hoy me dices:

mi ángel, escribe rielas…
hazme versos con el combustible de tus venas
que tus manos manipulen y reparen la brújula de todas las quimeras

y luego espera
el arrullo del secreto aquel, como de corriente alterna
desde una proa centellante, que al final, es lo que te gobierna…

mantén en alto tu ala de letras,
escribe y describe bajo la luna grande, junto a la llama pequeña
cierra los ojos, que la música enredada con la lluvia, son ahora tu frontera

-riela 634-

riela 632


“TE vas. Te fuiste: Espejo en mis pasos.
Ahora luz vencida, desvanecida
Y breve en la tempestad del tiempo”
André Cruchaga.

_______

entonces…

la busqué en la lealtad de las hormigas
y hasta en la coincidencia de la levadura sobre el musgo

la luna parpadeaba entre poemas míos y unas hojas,
pero ya merecida, era ella quien ya no titilaba
en la escena final del momento
taciturno

un día la encontré…
en la limadura de las apariencias, pero no era la misma
entonces preferí hacerme un eco pequeñito,
un latido, apenas un susurro

un susurro de esos que remontan sobre las trivialidades, y huí
hasta la dulce cima donde el espectro de un alba
la hizo musa de mis soledades…

en un exacto segundo

-riela 632-

riela 589


“EL amor en mí no se toca
se escribe”
Damsi Figueroa.

_______

para mirar sus fotografías
me visto de estropicios

apago las mil estrellas
que ya encuentro apagadas

imagino la textura de su ropa mojada
sobre la total indiferencia de:

-un diván menos cómodo para la ternura
-otro lunes en la agencia NCIS
-un desasosiego menos torpe, quizás
-un concierto breve de riadas
-cien veces la riela 522 para olvidarla de memoria
-mi libreta de verbos subjuntivos
-yo, en última persona
-a veces, ella

-riela 589-

550 riada


“LAS breves
muertes
de cada día
marcan
la distancia
entre nosotros
y nosotros”
Paura Rodríguez Leytón.

_______

mejor acostúmbrate
al sombrero negro de la duda

pero por si acaso, búscate
algunos granos de desasosiego
en la latitud de cualquier párrafo
dentro de la ebriedad de un libro

o quizás, en esa candidez minúscula
de todo círculo que encierra
el punto final de un poema

poeta

-550 riada-